miércoles, 23 de marzo de 2016

1.328


1 comentario:

Myriam dijo...

Impresionante fito que me evoca múltiples interpretaciones. Tales como el Ojo de Dios o por el contrario el agujero negro por dónde la humanidad podría perderse o mejor dicho, irse al carajo.

Un abrazo Javier